No todos son iguales

Todos los políticos son iguales, por lo que da igual a quién vote, o qué haga, me van aDibujodesmo seguir robando, estafando, mintiendo…” Esta es la idea generalizada que el pueblo español tiene de los políticos y no es para menos. En la actualidad hay más de 500 cargos imputados y el 90% de los casos de corrupción se encuentran entre los partidos del PP y el PSOE. Algunos sostienen la idea de que otros están limpios “porque no han gobernado”, pero la realidad es que eso no se puede saber a ciencia cierta. Sin embargo, sí que es “ciencia” que algunos tienen vicio por “meter la mano” en las arcas públicas.

Por otro lado, ante esta idea de que todos son iguales, deberíamos preguntarnos: ¿Por qué pasa esto? Porque nosotros se lo permitimos. Y es que no todos los políticos son iguales, ni todos los pueblos tampoco…

En Islandia, el Primer Ministro dimitió a las 48 horas de aparecer su nombre en los papeles de Panamá. Un día después de que se destapara el escándalo miles de manifestantes islandeses se organizaban para pedir su dimisión. En Francia llevan, aproximadamente, dos meses sin parar de protestar y convocar huelgas contra una reforma laboral basada en la realizada por el PP en España. Protestas silenciadas por los medios españoles, dicho sea de paso. Se ve que no quieren que cunda el ejemplo.13173319_623535751130262_4032525363322973113_o

Remitiéndome solamente a uno de los últimos escándalos acaecidos, el destape de los papeles de Panamá, en el que aparecen involucrados monarquía, gobernantes, artistas colocados en la televisión pública, etc., ¿cuáles han sido las reacciones? ¿Cuántas protestas hemos visto para exigir la dimisión o destitución de estos personajes? Ninguna. Hemos seguido quejándonos en la barra del bar, cerveza en mano y poco más.

En España hemos sufrido 40 años de dictadura que todavía pesan. Todavía existe el miedo a manifestarse en contra del sistema. Hoy por hoy, hay muchos progenitores que les dicen a los hijos: “No te metas en esas cosas, total no puedes cambiar nada”. Pero no es cierto. Es el momento de adquirir responsabilidades y no sólo escoger gobierno el 26J, sino también de exigirles después que cumplan con su programa, con sus propuestas, que miren por el pueblo, que garanticen la separación de los poderes del Estado y un sistema justo, en general.

Es momento de penalizar al que nos ha robado y darle oportunidad a otros de demostrar que la política es algo más que venir a llenarse los bolsillos y que si se les pasa por la cabeza hacerlo, estaremos aquí para pararles los pies. No podemos olvidar los lemas del 15M: “Si no nos dejáis soñar, no os dejaremos dormir”. Es el momento de dejar de delegar responsabilidades y poner al frente del país un gobierno de cambio. Pero no solo de eso, hay que ponerlos ahí y después estar informados, vigilantes, participativos y exigir mucho, porque en estos años, lo hemos hecho poco y mirar dónde hemos llegado.

¡¡UNIDOS PODEMOS!

CW00qtOWwAATlMq

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s